Un hombre atacó a mazazos a su pareja y huyó : la mujer está grave y tiene lesiones irreversibles

 

 

La víctima, de 32 años, fue golpeada delante de sus cuatro hijos. «Si ella logra sobrevivir tendrá consecuencias irreparables», dijo la fiscal de la causa

Una mujer de 32 años fue brutalmente atacada a mazazos en la cabeza por su pareja, delante de sus cuatro hijos. El agresor escapó, pero fue detenido en la casa de su madre. La víctima permanece en grave estado y el parte médico indicó que «si logra sobrevivir tendrá consecuencias irreversibles» por las lesiones que sufrió.

El dramático episodio ocurrió el viernes en una casa ubicada en el barrio 200 Vivienda, en la localidad de Catriel, Río Negro. Hasta allí llegó Cristian Vallejo, el agresor.

En ese momento, la víctima se encontraba junto a sus cuatro hijos cuando el atacante ingresó, tomó una maza y la golpeó con fuerza en la cabeza con «claras intenciones de darle muerte». Tras ello escapó e intentó borrar sus huellas.

De acuerdo a lo informado por la fiscalía, se tomó un taxi, fue a la casa de su madre, se bañó y se cambió de ropa.

Fue a partir de un llamado al 911 de una vecina que escuchó los gritos de la mujer que la Policía llegó al lugar. Allí encontraron a la víctima inconsciente y también a sus hijos, quienes señalaron a la pareja de ella como el agresor. Además, en la mesa del comedor hallaron la cédula y el registro de conducir del sospechoso.

El estado de salud de la víctima

La mujer sufrió una fractura de cráneo con hundimiento y tuvo pérdida de masa encefálica. Se encuentra internada en estado crítico en la Unidad de la Terapia Intensiva del Hospital Francisco López Lima, de General Roca.

«Las lesiones son gravísimas, si logra sobrevivir tendrá consecuencias irreversibles», informó la fiscal Analía Herrera este lunes a la prensa local.

El dramático episodio ocurrió en la localidad de Catriel, Río Negro. (Foto: Diario Río Negro)
Tras el operativo de búsqueda, la policía logró atrapar al agresor y detenerlo, aunque, según informaron, ya se había cambiado de ropa y estaba «recién bañado». Se encuentra a disposición de la fiscal de la causa, junto a su jefe, Gustavo Herrera.

La audiencia de formulación de cargos se realizó el sábado al mediodía y en ese contexto la fiscalía acusó al detenido de «tentativa de femicidio agravada por la relación de pareja que mantenían y por la violencia de género».

Además, los funcionarios secuestraron elementos clave en el lugar del hecho: una maza, ropa y trapos con manchas compatibles con rastros de sangre.

En tanto, la jueza de Garantías Agustina Bagniole dispuso la prisión preventiva del acusado por cuatro meses, teniendo en cuenta el posible entorpecimiento de la investigación y el riesgo de fuga.

compartir

Leer tambien

Tras un allanamiento, recuperaron una millonaria suma de dinero

    Personal policial de Monte Caseros, con el apoyo activo del personal de la …