Argentina y el FMI revisan metas para otro desembolso

 

 

La aprobación desembocará en un nueva transferencia de USD 5400 millones.

Funcionarios del Ministerio de Economía y técnicos del Fondo Monetario Internacional (FMI) mantuvieron ayer una serie de reuniones en el Palacio de Hacienda con el fin de analizar el nivel de cumplimiento de las metas de la cuarta revisión del Acuerdo de Facilidades Extendidas, que habilitará un nuevo desembolso de USD 5400 millones por parte del organismo.

Las conversaciones están encabezadas por el viceministro de Economía, Gabriel Rubinstein, y el jefe de asesores del Ministerio, Leonardo Madcur, informaron fuentes oficiales a Télam.

Los equipos técnicos ya están revisando virtualmente los números de la economía en el último trimestre del 2022, el período que comprende la cuarta revisión y, si bien se estima que las metas del programa habrían sido cumplidas, también pondrán énfasis en el panorama que proyectan para el año en curso. Según señalaron voceros del Fondo, «en línea con revisiones anteriores, estas discusiones técnicas han comenzado en un formato híbrido», al referirse que es tanto en forma virtual como presencial.

Por eso no es de la partida el jefe de la delegación del FMI para Argentina, el colombiano Luis Cubeddu, quien mantendría un diálogo virtual tanto con sus técnicos como con los funcionarios del Palacio de Hacienda.

Uno de los temas que la Argentina planteará nuevamente en las conversaciones con el FMI  es el impacto económico que tiene la guerra entre Ucrania y Rusia.

A mediados de enero pasado, el ministro de Economía, Sergio Massa, consideró que el FMI está incumpliendo su compromiso de revisar los costos de la guerra en Ucrania.

«Argentina cumplió su programa, pero el Fondo Monetario no está cumpliendo con Argentina el revisar cómo van a compensar a los países que pagaron el costo de la guerra con su economía. Es un problema a resolver», dijo Massa en esa oportunidad.

A fines del año pasado, el Gobierno estimó en alrededor de USD 5000 millones los costos que la guerra tiene para la economía argentina, por la suba en los precios internacionales del sector energético, los fertilizantes y los fletes, que no alcanzaron a ser compensados por el incremento en los valores de los productos agropecuarios.

La guerra viene teniendo un costo muy alto para los países del hemisferio sur, a la Argentina ya le costó USD 5000 millones y no hay ámbito global donde se esté discutiendo este tema», resumió el ministro Massa, a través de su cuenta de Twitter, al participar en Bali, Indonesia, en la Cumbre del G20.

«Dejaremos planteada la posición argentina» había anticipado el ministro en esa oportunidad frente a la Directora del FMI, Kristalina Georgieva, y su par del Banco Mundial, David Malpass.

compartir

Leer tambien

Milei celebró el avance de la derecha en las elecciones europeas: «Llegan grandes noticias»

    «Han revalidado con su voto nuestra visión, a pesar de los llantos de …